viernes, 18 de mayo de 2012

¡GUERRA! ¡GUERRA!

 I
¡Mexicanos! Ya es la hora 
De lanzarnos como leones, 
A batirnos cuerpo a cuerpo 
Con los míseros bribones. 
¡Que pretenden de la Patria 
Los derechos pisotear! 
Ya es la hora, mexicanos 
de empapar nuestros pendones 
En las olas de la sangre. 
¡Guerra! ¡Guerra! ¡Vamos ya!

II
¡Guerra! ¡Guerra...! Nuestros brazos 
No soportan las cadenas...!
Nuestras frentes orgullosas 
Indomables y serenas. 
No se doblan ante nadie... 
¡Sólo inclinanse ante Dios...! 
No! Primero rasgaremos 
Con las uñas nuestras venas 
Para ahogar en el torrente 
¡De su sangre, al invasor!

III
Patria! Patria! Te juramos 
No mirar que otra bandera 
Más que aquella que es la tuya, 
La del águila altanera. 
Se levante triunfadora
En tu suelo. ¡No! ¡Jamás!
¡Que maldigan tierra y cielo 
Al cobarde que no quiera 
Dar su vida, una y mil veces 
Por guardar tu libertad!

IV
¡Guerra! ¡Guerra! ¡Hasta que expire 
El postrero mexicano! 
¡Que no quede ni un niñito! 
¡Que no quede ni un anciano, 
Que no quede una doncella. 
Que no quede una mujer...!
Y que luego, muerto Anáhuac, 
Cuando en ella esté el tirano. 
Que revienten sus volcanes,
Y ¡sucumba ella también!!

V
¡Madre mía de Guadalupe! 
¡Si mañana en nuestro suelo 
Se ha de erguir otra bandera... 
Manda ya que en raudo vuelo 
Te trasporte a las alturas. 
Tu glorioso querubín...! 
¡Anda, Madre, a prepararnos 
Otra Patria, allá en el Cielo! 
Anda, pronto moriremos, 
Por tu Anáhuac y por Tí!

Mons. Vicente Camacho

No hay comentarios: